Me duelen las rodillas.

Dia miercoles.

Ultimo dia semanal en la fabrica. Un espanto, evidentemente trabajando al 110%. 12 horas de tension total.

Ya se notan las consecuencias de estar de pie tanto rato… me empiezan a doler las rodillas.

Pero esto dura solo un ratito, porque el organismo, en su inmensa sabiduria descubrio que cuando el hombre metia la mano al fuego y no la sacaba, dejaba ahi la mano metida hasta que no hubiera mas mano.

O cuando el mamut gigante de las islas ketupua disparaba una ventosidad con la cual, enterraba a algun cavernicola despistado en un cerro de cacas hirvientes, el individuo en cuestion no se hubiera salido de tremendo monton de mecas humeantes, condenandose a cocinarse en ese pastel tan indignamente elaborado.

Por esa razon, y ninguna otra, el organismo inteligentemente capacitado, elaboro un mecanismo retroactivo de conversiones metafasicas y creanlo o no, que desarrollo variantes circumbirumbicas con capacidades para oscilar ondas que van desde 342 langxons, a tan solo unos pocos melftrens, en tan solo un par de milisegundos.

O sea, en otras palabras, y para que se entienda… el organismo desarrollo un mecanismo citotropico de magnificencia gamma, para congruentalizar las hidrocarburaciones negativas.

El dolor.

O sea, el cavernicola retrogrado que metio las manos al fuego, no las saca si no es porque al huevon le duele. Entonces el danio en la mano, a pesar de ser bastante serio, y provocar unos chillidos irreconocibles de la mas espantosa caracterizacion, es minimo. El dolor hizo que el estupido crogmanion despistado, luchara fervorosamente para dessepultarce de esa montania humeante de mierda, que le producia cierta comezon en las orejas. El dolor sirve para minimizar riesgos.

Entonces, en eso consiste el dolor. Te avisa que ocurre algo malo y que debes hacer algo rapido.

Funciona igual con los sentimientos. Si alguna persona te hace danio, sientes dolor, pero lo sientes en otra parte. Y es este dolor, el que te hace huir rapidamente de ahi. O enviarle una patada entre los cojones. Sea como sea, por eso dicen que hay mujeres que queman.

El punto era que… me dolian las rodillas. Para que hacer tanto pedo para explicar tanto algo tan sencillo.

Despues de esta manera ahuyento a mis lectores que se horrorizan de leer tanto. Si, porque ese es el gran problema de la literatura en general. Cuando empiezas a escribir sobre algo, y algo hace que te desvies del tema varias veces y nunca termines de contar la idea inicial, mientras te paseas por todos los temas.

Eso es lo peor que puede hacer un escritor. Menos mal que yo no lo he echo nunca… siempre voy al grano con la historia que quiero contar…

Entonces que es lo que pasa… las rodillas joroban un rato y molestan bastante. Cargantes las pelotudas, ahi molestando y molestando. Pero llega un punto en que se dan cuenta que por mucho que reclamen no me puedo sentar y derrepente…

Tate que no duelen mas.

En un cafe, de los muchos cafes que hay en el mundo, en una ciudad, de las muchas ciudades que hay en el mundo, escribo estas lineas… para ti.

¿Tienes algo para decirme?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s