Igual pascual.

Estaba mal parado en la fila de las empanadas y un tipo se mete entremedio delante de mi. Le dije, permiso yo estaba primero, y me dijo claro, ningún problema y se paró detrás de mi. Mientras esperaba mi turno en la súper-lenta fila, el mismo tipo  habló con la niña de las empanadas, las eligió y pidió que se las calentaran. Yo había pagado antes, pero sus empanadas igual salieron primero. Hay que ser más vivo.

¿Tienes algo para decirme?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s