Mas respeto con las bandurrias.

He estado toda la semana solo en la casa, y aprovechando no molestar a nadie, he puesto la música que me pone en onda cuando llego del trabajo a ponerme en onda despues del trabajo. Trabajo en las fotos que he sacado,  y me da un gusto tremendo por lo bueno de todo. Mientras me voy tomando algo, escribo historias cortas junto con el bossa nova que envuelve suavemente toda la noche. Me da gusto invertir el tiempo que le quitaba al sueño haciendo algo tan bueno. Si al final, ¿para qué es la vida si no es para esto?

Hoy hay luna llena, así que fui a sentarme en la terraza del departamento. Hay dos bandurrias aquí de caseras, y son tan tiernuchas porque se acurrucan para dormir juntas. Son gigantes, si parecen pavos. Y no les importa que pase alguien, ahí entre ella se las arreglan mientras duermen.

No vi la la luna, pero en dos edificios amigos, escucho dos carretes ajenos.

Que bacan, somos tres departamentos carreteando.

Que mal por las bandurrias que están durmiendo.

¿Tienes algo para decirme?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s