La Leona.

La conocí cuando llegué a su casa y me sorprendió que estuviera decorada al nivel egipcio del menor detalle. Incluida la música, todo elemento en la casa tiene relación con el medio oriente africano. Hasta tiene un gato.

Coincidimos en ser fanáticos de las películas, y tiene una selección fenomenal de libros que ahora leo uno por uno. Así que la conversación se fue dando entretenida desde el principio. Nos llevamos la raja desde el primer momento y terminamos la tarde acostados en la alfombra egipcia de su living egipcio mirando el egipcio techo escuchando Alan Poe.

Nos juntamos de nuevo un par de veces a ver peliculas en el pequeño cine que se inventó en su pieza, mientras amontonamos cenizas. hasta que un día nos dieron ganas de quedarnos. Y eso pudo convertirse en rutina, pero no ocurrió porque es una de las rutinas mas entretenidas.

Leona, no por su nombre sino por su comportamiento, adopta cada fragmento de la personalidad de este gran felino. Muy felina, y del felinismo real, no el antropologizado por nuestra sociedad. Dura de carácter si tiene que serlo, pero cariñosa todo el resto del tiempo. Ambigua y bipolar, como también enamoradiza, exigente y posesiva. Así de felina. Es también extremadamente bonita, y no solo por sus ojos de princesa árabe, si no por su presencia y su pasiva actitud.

Ya me acostumbré a su gata. Ella me echa de menos cuando me voy, y se pone coqueta cuando llego. Me sigue por toda la casa y en una de estas misiones, le hice una talla que la dejó loca. En la casa siempre me están esperando con una cosa rica para mirar una película o solo conversar, pero de repente nos hemos pegado unos porrazos míticos, de los que se escriben historias para contar.

Es rico pero peligroso porque la Leona, aunque está aparentemente en la misma parada mía, le he contado todo. Sabe que veo distinta gente y no estoy todavía listo ni interesado en intercambiar fidelidad ni comprometerme. Así que cuando propuso exclusividad, me dio un pena el poder perderla. Es una mujer demasiado valiosa como para arriesgar a que me odie.

Es entretenida y en todos los aspectos de su vida. Tiene una capacidad de querer a la gente en una forma que todavía no conoce completamente. Eso le ha dado parte de los amigos mas grandes que podrían encontrarse. Regalos recibe de gente que viaja especialmente y de lejos para dejarlos, como cariño elemental en todas sus infinitas formas desde un montón de partes del mundo, desde que puso a disposición su sofá para el viajero internacional que lo necesite. Tiene un hoyo negro en su pieza que ya se ha tragado “inexplicablemente” varias cosas suyas y mías, incluyendo uno de sus cristales que viajó conmigo.

IMG_7703

Tiene además un tremendo gusto musical y una gran afinidad con películas raras de las que no se habla en la muchedumbre, sino en los pasillos donde están los entendidos. Disfruta mucho su vida y encuentra en un montón de cosas distintas, infinitas formas de placeres.

Así de felina es.

Como Leona, no necesita ni al León ni a la manada para cacería ni para la crianza. Su amor no pide nada y todo lo da, y se enoja consigo misma cuando pide un poquito mas. Me quiere. Me quiere sin condiciones, como sin condiciones la quiero.

Sin condiciones la quiero.

¿Tienes algo para decirme?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s