Lo normal de la costumbre.

Si te pregunto ¿Que es lo que es normal?, ¿Qué me respondes tu?  Yo tengo un principio inalterable: Creo que la normalidad no es mas que a lo que estamos acostumbrados, y las cosas a las que estamos acostumbrados han sido así hace caleta de rato. No quiere decir que sea bueno, solo que ya es normal. Como por ejemplo la corrupción política, el abuso de poder o seguir en la casa de mis viejos a los 36 años.

Y pasa también para el otro lado, con las cosas supuestamente malas que ya son normales, como la Cannabis, la libre expresión o la homosexualidad.

¿Quien no tiene un amigo gay? Hay en todos lados, se reproducen pero de otras maneras. Soy un convencido que la homosexualidad no es mas que un paso evolutivo en la raza humana. Imagínate, es la primera vez que la especie entera se pueda dar el gustazo de querer a quien le de la gana y sin la obligación de los cabros chicos.

Dicen que los delfines son mas inteligentes que nosotros, aparte de que son “la otra” especie animal que tiene sexo por puro gusto, y por la misma razón tienen caleta de homosexuales. Por último los locos tienen radar, nos vuelan la raja en todo. Si, es cierto que hacemos que salten del agua mientras les tiramos migas de pan como a las palomas, pero también es cierto que con harta frecuencia algún tarado de la raza “mas inteligente” se hace protagonista de alguna proeza indigna que nos baja el promedio a todos como especie.

De hecho mira como estamos.

¿Como no iban a ser homosexuales los delfines?

Lo que pasa es que nosotros todavía estamos atrapados en la edad media y creemos que nuestra inteligencia nos hizo salir de ella porque ahora sabemos como apretar con un dedo los símbolos de nuestros celulares.

En serio, creo que los homosexuales van un paso mas allá. Ellos por último de veras se comen a quien les gusta. Nosotros le decimos gay a un tipo que le gustó un weon o a una mina que le gustó una loca. Y de ahí empezamos a armar clasificaciones.

Nos encanta clasificar cosas. No basta con que sea gay, sino cual es su origen. La importancia de la razón por la cual ese ciudadano es libre para comerse a quien le de la gana. El mariconismo (como dice mi viejo, de quien tomo todas estas ideas después de pasarlas por el positivado) lo vemos como una condición para ser. O sea el loco que es gay, está obligado a comerse a otros locos. Porque si a ese loco lo ven comiéndose a una mina, le inventan un nombre a su condición porque no es totalmente gay.

Hay que entender que gay es quien se puede comer a quien les guste.

– Si le dan la pasada… –

Imagina la tremenda muestra evolutiva de nuestra especie, que ya empezamos a enamorarnos sabiendo que no importan los cabros chicos. ¿Acaso no se casaban nuestros viejos o abuelos “para formar familia”? Y que familias formaban los viejos antes, que de repente el mundo se nos va llendo a la chucha por la sobrepoblación y la capacidad masiva de consumo que enriquece a diez.

El mariconismo (como dice mi viejo) llegó para salvarnos. Para los mas preocupados, no nos extinguiremos. Siempre habrán héteros para ir armando una que otra wawa. Pero harto bien le haría al planeta que nos reprodujéramos menos. Quizá la misma tierra a través del agua nos manda hormonas para que nos confundamos y cortemos nuestro weveo, que ya no nos tolera. Después nos va a mandar terremotos, plagas y otras calamidades bíblicas si seguimos sin aprender a comportarnos.

Si, es cierto que no se reproducen. Pero todos los días hay mas ¿Como no se van a reproducir? Tiene que ser el agua. No se me ocurre mas.

Además ¿Quien dijo que el “mariconismo” no siente amor?. De hecho es un amor más elevado que el que conocemos, porque por lo menos los que lo practican no están dominados por los ovarios ni los cocos, que los obliguen a preñar o dejarse preñar a toda costa.

Todos tenemos una amiga muy viva y un amigo muy weon.

¿O no?

El amor homosexual es un amor de verdad, más real del que estamos acostumbrados que decimos que es tan normal. Por ejemplo, yo amo a mis amigos. De veras, los amo. A mi me interesa que sean felices y lo que haya que hacer para que lo sean. Si eso no es amor ¿que es? Yo miro a mi amigo a los ojos y veo amor, todo el rato. No tengo por qué andarle chupando el pico, pero es amor de verdad.

Lo que pasa con el mariconismo es que ellos si tienen la posibilidad de encontrar su alma en los ojos de cualquier ser humano y mandarle a cagar si le dan la pasada. Cuando los miembros de esta sociedad aprendan a envidiar esta milagrosa habilidad y a imitarla para no sentirse marginada, adoptarán la homosexualidad por moda antes de entender la volá.

Palabras como gay, lesbiana, homosexual, heterosexual, dejarán de usarse. Maricón no, porque es un insulto la raja, cuanta gloria en esa palabra. El tema de la discriminación de género será otra tontera que terminará por ser desaparecer en su ridiculez solo por seguirle dando tanta importancia al “ella o el”

Tu estarás pensando…

“¿Será gay?”

y yo te respondería…

“¿En serio no entendiste nada?”.

Uno andará con quien le guste y ya está. Si le funciona bacán que si no, seguirán siendo escritas las historias de amor, se seguirán inventando canciones, películas y tramas basadas en esta gloriosa búsqueda del acompañarse en este infinitamente vasto océano de hermosa soledad.

Y de paso que te chupen el pico.